nathalie-language-experiences-que-ver-en-saffron-walden

Qué ver en Saffron Walden: descubre este bonito y pintoresco pueblo

Hoy toca hacer un poco de turismo, porque nos encanta. Además, es uno de nuestros destinos para estancias lingüísticas de una semana. Vamos a descubrirte qué ver en Saffron Walden y enamórate de esta coqueta localidad medieval. 

La mejor forma de aprender inglés es viajando y en Nathalie Language Experiences te lo ponemos muy fácil. ¿Quieres descubrir los lugares más bonitos de este pueblo? Sigue leyendo. 

Saffron Walden es una población situada al noroeste de Essex, a tan solo 15 millas al sur de Cambridge. Descubre un pueblo con raíces en la época romana, que conserva todo su encanto rural y cuyo nombre significa azafrán en inglés.  

Cuenta con un rico patrimonio de edificios antiguos, un emblemático mercado, un interesante museo y un bello jardín victoriano entre otros atractivos. 

1. Audley End House

Empezamos esta ruta sobre qué ver en Saffron Walden con esta impresionante mansión histórica situada en las afueras del pueblo. Se trata de uno de los mejores palacios jacobeos de Inglaterra y sin duda, una visita obligada si haces turismo por Essex.

No se nos ocurre nada mejor que pasar un día explorando Audley End House and Gardens, en el recinto encontrarás un huerto, las caballerizas, las dependencias del servicio y descubrirás la belleza y los intrincados detalles de decoración de una casa de principios del siglo XVII. 

Viaja en el tiempo, experimenta cómo era la vida en una mansión de estilo victoriano. Es tu oportunidad. 

2. Saffron Walden Museum

Es un museo de especial interés en Saffron Walden. Un pequeño, pero apasionante espacio que se abrió en 1835 y que atesora entre sus paredes la historia del noroeste de Essex, desde la antigüedad hasta la actualidad, aunque también conserva objetos expuestos del resto del mundo. 

Las colecciones expuestas son de lo más variadas. Tienen desde colmillos de mamut a momias, pasando por mobiliario antiguo.

Una de las piezas expuestas de mayor atractivo, es un raro armario de pie de la época Tudor con retratos en relieve de sus propietarios, una cama dosel y una serie de cabezas de león talladas. Es un un museo muy peculiar que parece además, una galería de historia natural. 

En la parte exterior del museo están los restos de la torre del homenaje, que se remonta al siglo XII. 

3. Bridge End Garden

Si te preguntas qué ver en Saffron Walden, no te puedes perder este jardín. Es una verdadera joya y un entorno de gran encanto al norte de la localidad. Se trata de un grupo de siete jardines ornamentales interconectados, muy próximos a la Galería de Arte Fry.

Gracias a una cuidadosa restauración, se han replicado técnicas de jardinería y diseños típicos de la época victoriana, y el resultado es un entorno esplendoroso. Este jardín, además contiene un laberinto de setos con especial atractivo para los niños y una bonita huerta.

4. Walden Castle

Tu ruta por Saffron Walden debe incluir las ruinas de este castillo del siglo XII. Fue construido al comienzo de la guerra civil conocida como la Anarquía por Geoffrey Mandeville, entre 1141 y 1143. Fue alzado para reforzar el poder de Mandeville en toda la región, y se alzó en un punto natural clave de la localidad. 

Como curiosidad podemos contarte que Geoffrey de Mandeville fue arrestado por el rey Esteban en 1143 y se le ordenó entregar sus propiedades, incluyendo este castillo. Poco tiempo después, una vez fue Geoffrey liberado, renegó del acuerdo y comenzó una campaña militar contra los baluartes del rey en Cambridgeshire en un fallido intento por liberar la ruta hacia el sur hasta Saffron Walden. Geoffrey murió durante un asedio un año después, sin haber reclamado Walden. 

Las calles de Saffron Walden están formadas por el contorno del castillo Bailey. Solo queda como hemos comentado el núcleo en ruinas del castillo, y la mayoría de las piedras han sido robadas lamentablemente durante los siglos.

Te recomendamos que visites la zona y rememores la época medieval inglesa. Solo quedan los vestigios de la fortaleza, pero aún así es un espacio que merece la pena conocer. Además, el paisaje que conforman sus ruinas es realmente precioso. 

5. Saffron Walden Market

Uno de los puntos más importantes de este bellísimo pueblo de origen romano, es su conocido mercado. En el centro de Saffron Walden caracterizado por su arquitectura medieval y por su concurrida plaza, se celebra desde 1141 su tradicional market. 

Si estás de ruta turística, pásate el martes y el sábado y disfruta de una jornada muy especial. Saffron Walden cobra vida cuando los artistas callejeros, los agricultores y los habitantes del pueblo se dan cita en el mercado para su compra semanal. Prueba los productos locales, tómate un café y observa la peculiar actividad de cada una de sus paradas. 

 6. The Turf Maze

Si te sigues preguntando qué ver en Saffron Walden, tienes que hacer una parada obligatoria en este extraordinario laberinto de césped de casi 8 siglos de antigüedad. De hecho, es el más grande del mundo. Aunque se han realizado numerosas remodelaciones, la ruta que dibuja el laberinto sigue siendo la misma desde su creación. 

La gente se lo pasa de lujo recorriendo The Turf Maze, siguiendo el camino a través del césped, que serpentea cerca de una milla dentro de un círculo de 100 pies de diámetro. 

Este pueblo va a encantar a los niños. Este laberinto y otros que hay escondidos como el que se encuentra en el interior de Bridge End Garden, son preciosos. Disfruta de la visita y no te pierdas. 

7. Audley End Miniature Railway

¿Quieres pasar una tarde divertida? Este plan es perfecto para niños. Este ferrocarril en miniatura se encuentra enfrente de Audley End House. 

Se abrió por primera vez en 1964 y en la actualidad, este tren de 10 ¼ de pulgadas consta de un recorrido de 2,4 kilómetros que realiza un encantador recorrido a través de un bosque. 

Todos los niños se deleitan observando este diminuto tren, disfrutan buscando los peluches escondidos en el interior del jardín. Para los adultos, esta visita es nostálgica. Recordarás tu infancia como nunca lo habías hecho. 

8. St Mary’s Church

Sigue descubriendo qué ver en Saffron Walden. Ahora es el turno de esta maravillosa iglesia parroquial, que curiosamente es la de mayor tamaño del condado de Essex. Tiene una longitud total de 183 pies y la aguja, 193 pies de altura.

Este lugar albergaba una iglesia normanda de madera del año 1130. Sin embargo, St Mary’s Church tal y como la conocemos, se construyó entre 1250 y 1258. Su forma perpendicular se debió a otra obra que comenzó en 1450 y que fue supervisada por Johan Watsell, el mismo maestro responsable de la edificación de King’s College Chapel, en las cercanías de Cambridge.

9. Fry Art Gallery

Fue construida en 1856 por Francis Gibson para albergar su colección de arte personal y después la heredó su hija Elisabeth Fry. Desde su inauguración en 1987, en su interior hay obras de artistas que se asentaron en Essex en la década de 1930.

Existe una impresionante y extensa cantidad de grabados, ilustraciones, pinturas, murales y diseños decorativos de artistas del siglo XX y de la actualidad, con conexiones locales y que han hecho una contribución significativa a su campo.

Se hace especial hincapié en aquellos artistas que se establecieron en Great Bardfield entre los primeros años del siglo pasado y el fallecimiento en 1983 de John Aldridge, que vivió en Saffron Walden durante cincuenta años. 

John Aldridge fue un destacado pintor al óleo, experto dibujante, diseñador de murales y un reconocido profesor de arte en Reino Unido, convertido en académico real en 1963.

Es un museo muy especial gestionado íntegramente por voluntarios. Una de las mejores formas de conocer al talento local.

Hasta aquí este breve recorrido sobre qué ver en Saffron Walden. Si tienes interés en conocer otras de las visitas que hacemos durante nuestras estancias de inmersión lingüística lee este post sobre Whitstable, Canterbury, y Oxford. 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *